Somos Continuidad

Estados Unidos niega visa a Ministro de Salud Pública de Cuba para participar en evento de la Organización Panamericana de la Salud

Estados Unidos niega visa a Ministro de Salud Pública de Cuba Jose Ángel Portal Miranda para participar en evento de la Organización Panamericana de la Salud

El Ministro de Salud Pública de Cuba, José Ángel Portal Miranda, y la delegación que  lo acompañaría al 57 Consejo Directivo de la  Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Washington D.C., no podrán entrar a Estados Unidos debido a que sus visas fueron denegadas por el  gobierno norteamericano.

“El Departamento de Estado está imponiendo restricciones de visa bajo la Sección 212 (a) (3) (C) de la Ley de Inmigración y Nacionalidad a los funcionarios cubanos responsables de ciertas prácticas laborales de explotación y coercitivas como parte del programa de misiones médicas cubanas en el extranjero. Lucrarse con el trabajo de los médicos cubanos ha sido la práctica de los Castros durante décadas, y continúa hasta hoy. Estas prácticas incluyen requerir largas horas de trabajo sin descanso, salarios exiguos, viviendas inseguras y movimientos restringidos. El régimen también retuvo pasaportes y encuestó a algunos médicos fuera del trabajo. Además, el régimen también ha obligado a algunos médicos cubanos a utilizar la atención médica como una herramienta política al proporcionar atención a cambio de promesas de lealtad”, expresó el Departamento de Estado en un comunicado oficial.

El Departamento de Estado norteamericano comunicó  que impuso restricciones de visa a funcionarios cubanos vinculados con el programa de misiones médicas de la isla en el exterior.

La administración de Donald Trump, que desde hace meses arremete contra uno de los programas solidarios más importantes del país caribeño, justificó la medida al argumentar que esas personas son responsables de “ciertas prácticas laborales de explotación y coercitivas”.

A pesar del reconocimiento mundial a la labor que realizan los profesionales cubanos de la salud en las más variadas geografías del orbe y de su carácter voluntario, el Departamento de Estado mencionó en un comunicado, sin hacer alusión a pruebas, que los participantes en esas misiones trabajan largas horas sin descanso, con salarios escasos y viviendas inseguras.

Mediante esa declaración, la entidad federal tildó de ‘fundamentalmente defectuoso’ un programa elogiado por organizaciones internacionales, y llamó a las naciones con las cuales coopera la isla a garantizar salvaguardas contra lo que Washington refiere como supuesto ‘abuso y explotación laboral’.

A finales de julio pasado el Departamento de Estado informó por primera vez que impondría restricciones de visas contra funcionarios cubanos relacionados con la cooperación de salud en el extranjero, una acción que, según indicó entonces, también podría afectar a miembros de la familia inmediata de esas personas.

“Al negar las visas a la delegación cubana encabezada por el Ministro Portal, el gobierno de los Estados Unidos vuelve a incumplir arbitraria e injustificadamente sus obligaciones como país anfitrión de una organización internacional”, expresó en un comunicado la Embajada de Cuba en Washington, quien además lamentó la decisión del Departamento de Estado.

El mes pasado, en tanto, la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional dio a conocer que estaba ofreciendo hasta tres millones de dólares a organizaciones que ‘investigarían, recopilarían y analizarían información’ relacionada con presuntas violaciones de los derechos humanos del personal de salud del país caribeño.

En todos sus pronunciamientos contra el reconocido programa cubano, la administración Trump nunca menciona los severos daños provocados al sector de la salud de la mayor de las Antillas por el bloqueo de casi seis décadas que mantiene Estados Unidos contra la isla.

En una nota de protesta la Embajada de Cuba en Estados Unidos expuso ¨¨

La delegación cubana al 57 Consejo Directivo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), encabezada por el Ministro de Salud José Ángel Portal no podrá asistir a este evento debido a que sus visas fueron denegadas por el gobierno de EE.UU. El Consejo Directivo de la OPS constituye el encuentro más importante entre autoridades de salud de toda la región.

Expresamos nuestro rechazo a esta acción arbitraria y denunciamos que con la denegación de sus visas, el gobierno de EEUU viola injustificadamente sus obligaciones como país anfitrión de una organización internacional. Una vez más, este gobierno intenta silenciar la voz de Cuba, esfuerzo que se suma a la campaña que ha venido desarrollando para obstaculizar los programas de cooperación médica de nuestro país con otras naciones.

Cuba continuará contribuyendo al noble propósito de mejorar las condiciones de salud y el bienestar de los países que así lo soliciten, fiel a su solidaridad y vocación internacionalista. ¨¨

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *